Serge Gruzinski: ¿para qué hacemos historia?

Serge Gruzinski, historiador que ha aparecido aquí en más de una ocasión y que es un destacado representante de la denominada «historia conectada», nos presenta L’Histoire, pour quoi faire ? (Fayard).Gruzinski histoire

Paratexto editorial:

«¿Cómo interesar a las jóvenes generaciones en la historia? El relato de nuestra epopeya nacional no dice mucho acerca de las raíces de nuestro mundo globalizado. No más que los productos derivados de la historia fabricados por las industrias culturales: de los videojuegos a las reconstrucciones históricas espectaculares, el pasado reciclado rara vez ofrece las claves para entender el presente. En cuanto a las diversas conmemoraciones orquestadas aquí o allá, demasiado a menudo privilegian la escena nacional, sin dar respuestas a las inquietudes de hoy. Entonces, ¿qué historia enseñar? ¿Cómo construir una memoria crítica frente a todos estos pasados reconstruidos según los intereses de cada cual, o cómo enfrentarse a la historia virtual?

«El futuro es un espejo en el que se refleja el pasado». Serge Gruzinski hace aquí de abogado de una historia que le permite hacer dialogar el pasado y el presente. Una historia global, pues,  que descentra nuestra mirada y que se centra en una etapa crucial para la humanidad: el Renacimiento. Con la conquista de los océanos, Europa descubrió que había mundos diferentes y, por tanto, se hizo consciente de sí misma. De repente, todo cambió de escala. Los horizontes se expandieron, sociedades que se ignoraban entraron en contacto, a veces  al precio de enfrentamientos extremadamente violentos. Pero los hombres y las ideas empezaron a circular, incluso a mezclarse, mientras se tejían alrededor del globo las primeras redes comerciales. Un enorme trastorno para los contemporáneos, cuya historia ilumina, en muchas situaciones concretas , los mundos mixtos en los que vivimos».

Digamos, además, que Gruzinski es un autor muy conocido en el mundo del habla hispana y que muchos de sus libros se traducen regularmente.  Además, suele viajar al Continentre americano y participar en diversas actividades académicas. Por ejemplo, del contenido de su último libro y de otras muchas cosas habló  el pasado noviembre en Chile. En efecto, el título de una de sus conferencias fue «¿Para qué hacer historia? ¿Qué historia enseñar entre París, Belén y Princeton? La reflexión histórica en un mundo globalizado».  Y a propósito de ese motivo, y de sus otras investigaciones, Fabián Llanca le dedicó un breve en Las Últimas Noticias. Estos son unos párrafos de aquella crónica:

«Asumiendo su perspectiva europea, aclaró que “mi punto de vista es que podemos aprender mucho de los tres siglos coloniales”. Este aprendizaje, recalcó, no es letra muerta por el paso del tiempo, sino que en este período se encuentran las claves de la evolución que ha experimentado el viejo continente.

Unas de las singularidades valoradas en Gruzinski es que en sus investigaciones incorpora dimensiones culturales diversas y actuales. Series de televisión, películas, mangas y hasta videojuegos forman parte de las herramientas usadas para sostener sus tesis. “Me interesé en América Latina porque me fascinaron las películas del Cinema Nuovo brasileño, y especialmente Glauber Rocha”, precisó en el Bellas Artes, aludiendo al influyente realizador bahiense y a la forma en que contribuyen los cineastas en el trabajo de los historiadores.

Respecto de la construcción de una especie de historia mundial, a propósito de la globalización, el pensador francés dejó un poco de lado su inicial diplomacia. “La historia nacional de Chile no le interesa a nadie fuera de Chile, lo lamento mucho. Pero la historia de Chile es sumamente interesante una vez que se conecta con una serie de historias, como puede ser la historia del Pacífico, conectado con China y Japón, o con Argentina y Brasil”, ejemplificó».


Un comentario sobre “Serge Gruzinski: ¿para qué hacemos historia?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.